BMW M5 CS el más potente de la historia de BMW M

Aún más deportivo, lujoso y exclusivo el BMW M5 incorpora a su gama la variante CS. Basándose en la presencia recientemente establecida de los BMW M3 CS, BMW M4 CS y BMW M2 CS, BMW M ofrece ahora, por primera vez, una exclusiva edición especial y limitada del legendario BMW M5.

BMW M5 CS el más potente de la historia de BMW M. BMW M refuerza su gama de modelos ultra deportivos CS con la llegada del BMW M5 CS. Esta edición especial limitada y exclusiva permite que cuatro personas disfruten de una extraordinaria experiencia de conducción al combinar unas sobresalientes prestaciones con lujo y exclusividad. Si además quieres conocer los nuevos BMW M3 y M4 Competition pincha aquí.

Mecánicamente incorpora el motor V8 de 4,4 litros con 635 CV que convierte al BMW M5 CS en el coche más potente de la historia de BMW M. Entre sus características de serie destacan la transmisión M Steptronic de ocho velocidades con Drivelogic y el sistema de tracción integral M xDrive. Que, además, cuenta con el modo 2WD para ofrecer propulsión trasera pura.

Pesa 70 kilos menos que un M5 Competition

El riguroso compromiso con la ligereza en su diseño ha permitido un ahorro de peso de unos 70 kilogramos respecto al BMW M5 Competition. Lo ha conseguido con rodamientos de los cojinetes de los trenes delantero y trasero reajustados y con un control de la amortiguación más refinado. Además el chasis se ha adaptado al menor peso del coche y al superior rendimiento de los neumáticos Pirelli P Zero Corsa de circuito que equipa de serie. Sus medidas son mixtas con unos 275/35 R 20 en el eje delantero y unos 285/35 R 20 en el eje trasero.

El BMW M5 CS acelera de 0 a 100 km/h en sólo 3,0 segundos y de 0 a 200 km/h en 10,4 segundos. Su velocidad máxima está limitada electrónicamente a 305 km/h.

Dispone de cuatro asientos individuales en su configuración 2+2

Hasta cuatro personas pueden disfrutar de la excepcional experiencia de conducción que ofrece el BMW M5 CS. El conductor y el copiloto en los asientos M Carbon y otros dos pasajeros en los asientos individuales traseros. La tapicería de cuero Merino negro (de grano fino para los asientos delanteros) también cuenta con llamativos revestimientos en contraste y costuras decorativas en Mugello Red. En los reposacabezas integrados -con los logotipos M5 iluminados en los asientos delanteros- se representa el contorno del legendario circuito de Nürburgring.

El pespunte en color rojo que marca el punto central del volante, tapizado en M Alcántara, es un clásico detalle de los coches de competición; las levas del cambio están confeccionadas en fibra de carbono y los radios del volante cuentan con molduras en acabado Black Chrome.

El interior destacas por su impactante deportividad

Una ligera cubierta fija en la consola central reemplaza al habitual reposabrazos con tapa de apertura. Su cuero negro Merino se complementa con una doble costura roja. El color rojo se utiliza de nuevo para el distintivo “CS” del salpicadero y entre los asientos tipo baquet de la parte posterior.

Por delante destaca el marco de la parrilla con los riñones del BMW M5 CS y las insignias “M5 CS” situadas en la parrilla. Asimismo las branquias M de las aletas delanteras y el portón del maletero lucen en un atrevido color Gold Bronze. De la misma manera que las llantas M forjadas de 20 pulgadas con radios en Y (delante: 9,5 J x 20, detrás: 10,5 J x 20). Los umbrales de las puertas exhiben unas molduras iluminadas con el emblema “M5 CS”.

La firma lumínica en forma de L de los faros Laser de BMW se ilumina en amarillo en lugar de en blanco cuando se enciende la luz de cruce, la de carretera o la de bienvenida, lo que recuerda a los exitosos GT de competición.

El capó, el faldón delantero, las carcasas de los retrovisores, el alerón trasero, el difusor trasero, la cubierta del motor M Power y el conducto/silenciador de admisión están realizados en plástico reforzado con fibra de carbono. Algunos elementos se presentan en fibra de carbono expuesta.

El equipamiento de serie del M5 CS incluye un sistema de escape deportivo de acero inoxidable con cuatro tubos de escape reales y frenos M carbono-cerámicos, cuyas pinzas están pintadas en rojo de serie o, de forma opcional, con acabado Gold.

Junto con la pintura metalizada Brands Hatch Grey, también están disponibles los exclusivos acabados de pintura mate BMW Individual Frozen Brands Hatch Grey metalizado y Frozen Deep Green metalizado.

Pincha aquí y descubre como instalar tres sillas de niño en un BMW.

BMW M5 CS el más potente de la historia de BMW M
Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta